Cómo saber cuándo acaba el amor

  • 22/1/2016"
  • Publicado por: Yosei Romero(root)

En una relación de pareja existen algunos signos evidentes que pueden pronosticar que se acaba el amor. Son pequeños detalles que pueden dar el toque de alerta de que hay algo que no está funcionando del todo bien, por lo que es importante prestar atención a ellos y, si aún se está a tiempo y se quiere, intentar luchar aún por la relación. En letalradio.com te contamos en este artículo cómo saber cuándo acaba el amor con unas sencillas anécdotas fácilmente detectables en tu relación.

 

Mirarse ya no es tan especial. Una de las mayores ilusiones que hacen al estar con una pareja es las ganas de estar el uno con el otro, de tener citas románticas y especiales que demuestren lo mucho que les apetece estar juntos. Si detectas que tu vida en pareja ha perdido ese destello de ilusión y, cada vez que se ven, parece que no tengan ganas, es porque hay algo que está fallando. Cuando se decide compartir la vida amorosa con alguien es porque ese alguien te aporta algo bueno y bello en tu vida, si la relación se vuelve insulsa, replantearos qué queréis el uno del otro.

 

Menos frecuencia en el sexo. Es otro de los signos evidentes de que se está acabando el amor. El deseo sexual, el contacto carnal y dar rienda suelta a las pasiones es algo importantísimo en cualquier relación de pareja. Hay personas que le dan mayor o menor importancia al sexo pero siempre tiene un peso importante en el estado de la pareja. Si tú o tu pareja cada vez tenéis menos ganas de hacer el amor, esto puede ser un síntoma claro de que algo no está funcionando. Los enamorados siempre tienen momentos en sus vidas para disfrutar del cuerpo de su pareja, dedicarle tiempo al disfrute carnal y al romanticismo del sexo.

 

Atracción por otras personas. Cuando uno está enamorado, solo tiene ojos para su pareja, de hecho, se le podría poner delante cualquier persona pero él no podría mirarla con los ojos del amor porque ya tiene esos ojos hacia su pareja. Este síntoma es muy importante porque en cuanto una persona empieza a interesarse por otras personas o a tener ganas de conocer a alguien por quien se ha sentido atraído, es que el amor se está acabando en él. Sino, seguramente se acercaría a esa persona quizás por motivos intelectuales o intereses comunes pero nunca con un sentido de atracción o de interés sexual.

 

Cualquier plan es mejor. En el punto número 1 de este artículo ya hemos dicho que uno de los signos es si ninguno de los dos tiene apenas ganas de pasar rato juntos. Pues bien, otra consecuencia de este hecho es que veas que te apetece mucho más estar con tus amigos o hacer cualquier actividad antes de pasar un rato con tu pareja. Es normal que las parejas tengan intereses separados y, de hecho, es muy sano que cada cual tenga su vida; pero si notas que tú o tu pareja casi siempre preferís estar con amigos en lugar de juntos es que hay algo que no funciona bien.

 

 

Echas de menos tu vida de soltero. Las personas establecen una pareja porque consideran que unidas son más felices que separadas. Una pareja, en teoría, lo que hace es complementar la felicidad del otro y hacer que la vida sea mejor y más pasional. Así que si, cada vez que ves a una amiga soltera, envidias su vida, su soltería y su libertad es porque ya no te satisface tu relación y, por tanto, lo mejor es que hagas algo para cambiar esta situación. Tener ganas de estar sola cuando se está en pareja es un signo evidente de que el amor se está acabando.

 

Criticas mucho a tu pareja. Si cada vez encuentras más defectos a tu compañero de vida y tus críticas se hacen mayores es porque, puede ser, que el camino que haya tomado su vida no acabe de convencerte o se haya alejado mucho del rumbo que toma la tuya. Para saber cuando se acaba una relación tan sólo debes de observar a tu pareja de la manera más objetiva que puedas y te preguntes si te gustaría en el caso de conocerla en este mismo momento. Si la respuesta es que "No" ya sabes lo que tienes que hacer porque cambiarla, difícilmente la cambiarás.

 

 

Conversaciones vacías. Otra manera de ver cuándo acaba una relación es si las charlas que suelen tener sólo giran en torno al mundo del trabajo, de la familia o de otras personas que tenéis en común. Uno de los factores más sólidos de una pareja es que los dos miembros establezcan una relación profunda, sincera y con objetivos y/o intereses similares. Si no es así, lo más normal es que terminéis hablando de temas superficiales y poco gratificantes para ambos.

 

Peleas por tonterías. Si sus peleas de pareja cada vez son más constantes y por cosas que pueden parecer absurdas o tontas es porque algo está fallando. Cuando dos personas se pelean mucho puede ser que sea por varios factores: por aburrimiento, por hartura, por agobio, etcétera. Estas peleas pueden controlarse o evitarse pero si ninguno de los dos tiene ganas, todo seguirá igual. Recuerda: dos no se pelean si uno no quiere. Así que tampoco le eches la culpa a tu pareja o a ti mismo ya que es algo de los dos.

 

 

Si has detectado que, efectivamente, el amor ha acabado en tu relación es el momento de dar el paso y tomar una decisión. Puedes decidir romper con tu pareja o intentar reconducir la relación y llevarla por otros caminos para intentar reavivar la llama del amor, esa decisión solo pueden tomarla entre ustedes dos.


Comentarios

Nombre:
Correo:
Comentario: